Cuidado de nuestras piezas

- Evita el contacto con productos químicos que puedan dañar las piezas. Las cremas o los perfumes pueden hacer que tu pieza se oscurezca o pierda brillo debido a la abrasión producida por los químicos.

- Recomendamos quitarse cualquier pieza antes de hacer actividad física o irte a dormir.

- No recomendamos utilizarlas en la ducha, piscina o mar.

- Las piezas deben de guardarse siempre en lugares secos y sin exposición solar.

 

Para limpiar las piezas recomendamos:

Sumerge las piezas en agua tibia con jabón durante unos minutos. Asegúrate de que el jabón es pH neutro. Frótalas con un cepillo de dientes blando, acláralas con agua tibia y sécalas con un paño suave.